La seguridad del hogar y los locales comerciales hoy en día es una necesidad. Entre los mejores mecanismos que existen para garantizarla es instalar un sistema de cámaras de vigilancia permanente.

La gran ventaja en este caso es que el avance de la tecnología ha permitido la creación de herramientas y elementos de comunicación ideales para cubrir las necesidades de seguridad en cualquier recinto. Es por ello que existen muchos modelos de cámaras de vigilancia y con precios bastante variados.

mejores camaras de vigilancia

Además, contar con uno de estos mecanismos, permite a los usuarios hacer un monitoreo permanente de las personas que entran y salen del lugar, incluso les ayuda a evitar posibles robos o hurtos.

Las cámaras de vigilancia se han convertido en los últimos años en el mejor aliado en materia de seguridad para muchos propietarios de viviendas y locales comerciales, en vista de que permiten establecer un control acerca de las personas que entran y salen de estos recintos.

Además, estos equipos proporcionan una sensación de tranquilidad bastante considerable, al registrar en tiempo real lo que ocurre en el interior o el exterior de los lugares donde se instalan.

Algunos de estos dispositivos tienen la capacidad de registrar en una memoria interna o Micro SD todo lo que han captado, mientras que otras pueden emitir la información hacia un computador que la guarda en su memoria interna.

Son idóneas para instalar en el interior y el exterior de las viviendas, establecimientos comerciales, residencias, entre otros. Para ello, existen diferentes dispositivos como los internos como los aptos para soportar cambios atmosféricos.

Tipos de cámara de vigilancia

Tipos de cámaras de seguridad

El desarrollo de la tecnología en materia comunicacional ha conllevado a la fabricación de diferentes tipos de cámaras de seguridad, desde las más sencillas hasta las más modernas y tecnológicas. Entre ellas las que más destacan son:

Cámaras para interiores

Se refiere a las cámaras de vigilancia más sencillas que existen en el mercado, por lo que su precio es bastante bajo. No suelen necesitar sistemas de protección ante cambios atmosféricos como las que se instalan en espacios exteriores.

Cámaras para exteriores

Son las cámaras de seguridad que cuentan con una alta resistencia a los cambios climáticos porque están diseñadas para ser instaladas en lugares al aire libre. Su precio es mayor que las de interiores, debido a que poseen una carcasa de protección bastante fuerte e impermeable.

Cámaras con zoom y movimiento

Se refiere al modelo de cámara que está diseñado especialmente para hacer el registro de lo que ocurre en espacios grandes, en los que se cuenta con una central de vigilancia. Hacen giros, se inclinan y pueden hacer zoom de forma remota.

Esto las hace idóneas para monitorear constantemente lo que ocurre en empresas, edificios, viviendas grandes, entre otros.

Cámaras de visión nocturna o con infrarrojo

Se refiere a las cámaras de vigilancia diseñadas especialmente para el monitoreo de los lugares en los que existe poca iluminación. Suelen hacer el registro de imágenes durante todo el día y en la noche enciende los infrarrojos, los cuales le proporcionan una visión en blanco y negro.

Por lo general son las más caras del mercado en vista de que utilizan LED para lograr la visión nocturna lo más clara posible. Son ideales para emplearse en los sistemas de Circuito Cerrado de Televisión o CCTV, en el que se visualiza lo que graba la cámara en uno o varios monitores, almacenando la información en un dispositivo.

Cámaras anti vandálicas

En este grupo se encuentran las cámaras que se utilizan en las zonas públicas de tránsito, las cuales presentan un nivel de vulnerabilidad alto o medio a los robos. Se instala sobre una base fija, cuya resistencia es bastante elevada.

Estos dispositivos suelen colocarse en discotecas, parking, almacenes, vías públicas, entre otras zonas exteriores, en vista de que cuentan con alta resistencia a los cambios climáticos.

Cámaras ocultas

Es el tipo de cámara que se coloca para espiar o vigilar el interior de una oficina, casa o local comercial sin que alguien pueda percatarse de su existencia, pues se camuflan perfectamente dentro de diversos objetos, tal como los enchufes, algún adorno, un peluche, los detectores de humo, los sensores de movimiento, entre otros.

Cámaras IP con conexión wifi o inalámbricas

Cámaras con app wifi. Las más cómodas.

Se caracterizan por funcionar sin necesidad de usar cables para ello, en vista de que poseen una batería que les ayuda a captar las imágenes y transmitirlas a un ordenador o dispositivo móvil a través de Wifi.

Son ideales para instalarlas en espacios interiores como las viviendas, colegios, escuelas o edificios de índole comercial, en vista de que facilitan el monitoreo a distancia, utilizando para ello la red de internet.

Son las más vendidas del mercado hoy en día, tomando en cuenta que utilizan Wifi y se pueden manejar de forma remota desde otros dispositivos.

Se encuentran como una opción viable en el mercado actual, cuyas especificaciones técnicas de consumo pueden variar, en vista de que existen desde las más sencillas hasta las más avanzadas a escala tecnológica. Además, los diseños son muy variados.

Este es el tipo de clasificación que se hace a las cámaras de vigilancia. Sin embargo, también pueden organizarse por categorías, en función de la forma que poseen, entre las que destacan:

Cámaras de caja

Este tipo de cámara se emplea en espacios interiores de empresas. Nos permiten hacer una vigilancia activa y continua de los movimientos en metálico de la caja de nuestro negocio. Suelen tener una buena resolución para poder ver perfectamente las operaciones que se hacen. Estas se graban en memorias internas y se transmiten a un dispositivo externo o monitor.

Cámaras Domo

Son cámaras ideales para instalar en interiores y exteriores, en vista de que también poseen alta resistencia. A escala estética son las favoritas de muchos usuarios, en vista de que son bastante pequeñas y tienen forma de cúpula, por lo que pasan desapercibidas en la mayoría de los lugares donde se instalan.

En esta categoría se encuentran las filmadoras de seguridad más recientes a escala tecnológica, por lo que poseen un diseño mucho más discreto y estético. Tienen un tamaño bastante pequeño y proporcionan una eficiencia bastante alta, al grabar todo en 360 grados.

Esto las ha convertido en las cámaras más demandadas por los usuarios, pues tienen la capacidad de pasar desapercibidas en la mayoría de los casos, por lo que suelen instalarse con frecuencia en locales, empresas y centros comerciales.

Se instalan tanto en techos como en paredes, siendo este proceso bastante sencillo. Una de sus grandes ventajas es que pueden colocarse tanto en lugares amplios como pequeños, gracias al gran ángulo de vista que pueden captar.

Al igual que el modelo anterior, este equipo es de fácil instalación, gracias a que su diseño es compacto y sencillo pero muy efectivo para capturar y grabar en tiempo real las entradas de viviendas o edificios, así como habitaciones, oficinas, locales comerciales, entre otros.

Para vigilar recintos tanto en su exterior como interior, existen una gran variedad de equipos de alta tecnología. Todas poseen características específicas que las hacen idóneas a cada caso. Entre las más comunes destacan los siguientes:

Cámaras de vigilancia motorizadas

Son los aparatos que se pueden controlar a distancia desde un computador, un teléfono móvil o una Tablet; es decir, pueden moverse con facilidad y en tiempo real a conveniencia del usuario desde los equipos que estén asociados.

Uno de los aspectos que caracterizan estos artefactos es que permiten configurar una ruta específica. También pueden activarse automáticamente una vez que detectan el movimiento, lo que las convierte en una opción adecuada para comercios en los que haya mucho tráfico de personas.

Son capaces de seguir un objetivo según diversos rangos de movimiento que llegan a un máximo de 360 grados.

Cámaras de vigilancia estilo bala o Bullet

Forman parte del grupo de cámaras de vigilancia creadas para un uso interior o exterior, pues están fabricadas con materiales de alta calidad y resistencia frente a los cambios atmosféricos que se presentan en el lugar donde se instalan.

Tienen una forma de bala o cañón, por lo que son bastante discretas. Además su proceso de instalación es bastante sencillo, por lo que no requiere ser un experto en la materia para colocarlas.

Algunas de ellas hacen un paneo del lugar, en un tiempo específico, por lo que garantizan la cobertura completa de lo que ocurre en el sitio. Son ideales para las partes externas de las viviendas y locales comerciales.

Estos aparatos son los que cuentan con más popularidad y ventas a escala mundial, en vista de que poseen especificaciones muy particulares que las hacen tan atractivas y seguras como lo deseamos.

Son equipos que tienen un mecanismo de instalación bastante sencillo y fácil, pues no exige una experiencia previa o conocimientos técnicos profundos para ello. Solo basta con tener dos pernos y un taladro para poder fijarlo en el lugar que se requiera.

Incluso su alcance es bastante grande y la resolución es alta, por lo que tiene la capacidad de captar detalles importantes en las imágenes que capta. Es un equipo muy versátil y la mayoría de sus modelos están fabricados con materiales resistentes, por lo que pueden usarse en interiores y exteriores.

Cámaras camufladas o tipo espía

Se refiere a las filmadoras en miniatura que se emplean en procesos de vigilancia netamente privada; es decir, aquellos en que se requiere una discreción total acerca de su existencia en un sitio determinado.

Su característica principal es que pueden instalarse en elementos que pasan desapercibidos como adornos, relojes, lapiceras, detectores de humo, peluches, entre otros objetos comunes.

Mini cámaras para vigilancia

Estas son las cámaras de seguridad que se destacan por tener un tamaño muy pequeño pero que cuentan con una gran potencia, pues poseen alta resolución y cumplen con las funciones de los otros modelos más grandes. Incluso existen aparatos que pueden grabar el audio del ambiente.

Se destacan por la discreción que ofrecen, por lo que son una buena alternativa para los usuarios que no desean que las demás personas sepan que están siendo grabadas en tiempo real.

Son equipos adecuados para empresas y edificios de índole comercial, pues se ubican en lugares en los que no se ven con facilidad y permiten conservar la naturalidad del ambiente. Es decir, funcionan de la misma forma que las cámaras espía pero sus condiciones de instalación son distintas.

Cámaras todo en uno

Son las cámaras de seguridad que poseen muchas funciones y una alta resistencia, por lo que se pueden colocar en interiores y exteriores. Suelen ser las favoritas de muchos usuarios, en vista de las prestaciones que ofrece.

Por ejemplo, algunos modelos funcionan por medio de la conexión a la red de internet con Wifi y ordenadores, así como una vinculación con dispositivos móviles inteligentes (teléfonos y tablets), facilitando al usuario monitorear el lugar de forma remota.

Incluso algunas poseen un sistema de domótica, por lo que hacen giros en ángulos específicos para garantizar una cobertura más completa del sitio. El tiempo de ejecución del paneo puede configurarse, según lo que prefiera el usuario.

Características de las cámaras de vigilancia

Casi todas las cámaras de seguridad que se usan hoy en día para vigilar espacios internos y externos poseen una serie de características interesantes, entre las que destacan:

Camara óptica varifocal.

Siempre surge la duda sobre qué cámara instalar y qué óptica es la indicada para cada situación. Lo más normal es que las ópticas de las lentes sean de 2.8mm, 3.5mm y las más grandes de 12mm.

¿Pero realmente qué quieren decir estas amplitudes?. Hablando claramente y de forma sencilla: cuando más bajo es este número, el ángulo de visión de la cámara es mayor y a la vez, la distancia focal será menor. Entendemos distancia focal como la posibilidad de acercar más o menos la imagen. Así, las cámaras de 2.8 y 3.5 mm se suelen utilizar normalmente para casas y negocios pequeños mientras que para vigilar grandes espacios como parkings o naves, lo más normal es encontrarnos con cámaras de 12mm.

Las ópticas varifocales en las que varía entre 2.8 y 12mm se suelen instalar en estos últimos recintos grandes para ver con mayor nitidez imágenes lejanas.

También, en los modelos más avanzados, encontramos la opción de FOCUS y ZOOM. Sirviendo el Zoom para acercar o alejar la imagen y el focus para poder darle más nitidez a la imagen una vez la hemos centrado con el zoom.

Ángulo de visión

Se refiere al ángulo de vista que alcanza a capturar la cámara. No todos los equipos tienen el mismo rango de visión, por lo que es necesario analizar qué tanto se necesita vigilar, a fin de lograr el objetivo planteado.

Alertas

Muchos modelos de aparatos de vigilancia tienen la función de enviar mensajes o notificaciones de alertas a los dispositivos móviles, como el teléfono del propietario, una vez que detecta algún movimiento.

Esta es una alternativa viable si lo que se desea es controlar el acceso a una vivienda, aun estando fuera de ella. Estos equipos facilitan a las personas la observación en tiempo real de todo lo que ocurre en el lugar cuando alguien intenta entrar sin autorización.

Audio bidireccional

Algunos dispositivos de seguridad cuentan con la función de grabar tanto imágenes como audio. Esto es algo muy útil, en especial cuando se instalan en locales comerciales con mucho tráfico, pues permite captar más información de lo que se observa en los videos.

Capacidad de grabar en la nube

Existen algunas cámaras de vigilancia que ofrecen la opción de almacenar todos los videos que captan en la nube de internet, subiendo las grabaciones a un servidor específico.

Tomando en cuenta que estos aparatos graban durante muchas horas, este mecanismo resulta muy útil. Además, garantizan el acceso a la información en caso de que el dispositivo móvil u ordenador del propietario sufra alguna avería.

Reconocimiento facial

Dentro del mundo de las cámaras de vigilancia, se encuentran modelos con la función de reconocer el rostro de las personas que frecuentan el lugar, como los habitantes de una vivienda, por lo que envían una notificación de alerta si no distingue bien a la persona que está grabando.

Estos modelos suelen resultar muy atractivos para las personas que residen en viviendas que requieren alta seguridad.

Programación

Este es un aspecto muy importante, pues de ello depende el buen funcionamiento del aparato. Todos tienen la opción de programarse para que se enciendan o se apaguen a ciertas horas, así como de enviar las alertas en caso de ser necesarias.

Capacidad de almacenamiento

La mayoría de las cámaras de vigilancia hoy en día tienen una ranura en la que se inserta una tarjeta Micro SD de gran capacidad, en la que queda almacenada toda la información captada. Esto le permite al usuario ahorrarse el gasto del sistema de almacenamiento dentro de la nube de internet.

Sin embargo, es necesario considerar que en caso de un robo, los delincuentes pueden llevarse el artefacto y toda la información almacenada en éste.

En todo caso, existe la opción de adquirir un equipo que cuente con ambas funciones: envío y almacenamiento de video tanto en la nube como en la memoria extraíble.

La resolución de la imagen

Para garantizar la captura de imágenes nítidas, la mayoría de las cámaras de vigilancia tienen una resolución aproximada de 1080p, los cuales disminuyen la calidad de la imagen a 720p una vez que sube los videos a la nube. Sin embargo, cuando se graba en una Micro SD la resolución es al 100%.

La aplicación móvil

Los dispositivos de vigilancia modernos cuentan con una tecnología que permite al usuario observar lo que están captando en tiempo real desde una Tablet o un Smartphone por medio de una aplicación que debe descargarse a dichos equipos.

Incluso desde la App es posible hacer una configuración específica, activar, y detener la grabación o captar movimientos, sin necesidad de estar cerca de la cámara.

Inclinación, rotación y paneo

Las mejores filmadoras de seguridad son aquellas que permiten al propietario ajustar desde una aplicación móvil su inclinación, su rotación y la capacidad para hacer paneos, a fin de captar el ángulo de visión que requiere.

Sensor de movimiento

Dentro de las características más relevantes de una cámara de vigilancia, destaca el hecho de que cuenten con un sensor de movimiento incorporado, en vista de que éste permite detectar algún movimiento extraño y enviar el aviso al usuario de forma oportuna.

El grado de sensibilidad de cada equipo puede variar, dependiendo de la marca y el tipo de dispositivo.

Visión nocturna

Casi todos los hurtos o robos en comercios y hogares ocurren durante la noche. Esto puede evitarse gracias a los dispositivos de seguridad que tienen la capacidad de activar un modo de visión nocturna, con el que registra todo lo que ocurre cuando el lugar está oscuro.

Algunos modelos necesitan activar esta opción de forma remota, mientras que otros lo llevan a cabo de manera automática, pues resulta muy útil para garantizar la continuidad del registro audiovisual las 24 horas del día.

Aspectos importantes a considerar para comprar cámara de vigilancia

Todas las cámaras de seguridad tienen la capacidad de cumplir con las funciones de grabar y transmitir en tiempo real lo que ocurre en su ángulo de visión, por lo que pueden instalarse sin problema en hogares, locales comerciales, edificios, entre otros recintos.

La función principal que tienen estos aparatos es la de vigilar constantemente lo que ocurre en el recinto en el que están instalados. Algunos de ellos se activan al detectar el movimiento, mientras que otras pueden registrar todo lo que pasa en tiempo real.

Esto permite a los usuarios observar quién entra y sale del lugar, evitando así posibles intromisiones de personas no autorizadas, así como robos o hurtos en viviendas o empresas.

Por tanto, antes de tomar la decisión de comprar una cámara de vigilancia, es necesario tomar en consideración una serie de aspectos importantes, entre los que destacan los siguientes:

Espacio que se necesita vigilar

Conocer la dimensión, amplitud, grado de iluminación y demás características físicas del lugar que se necesita vigilar es indispensable para decidirse por la compra de un modelo específico de cámara de seguridad, pues de ello depende directamente el cálculo del alcance de visión y ángulo que se requiere captar.

Por tanto, si se necesita proteger un sitio muy amplio, lo más adecuado es adquirir una cámara con un ángulo de giro y visión de 360 grados. Además, si posee las lentes que permiten superponer los ángulos para mejorar el alcance es mucho mejor.

Es importante que la resolución del aparato sea buena, a fin de garantizar la captura de la mayoría de detalles posibles. Por tanto es aconsejable buscar cámaras que funcionen por Wifi y que tengan LED infrarrojos para obtener un mejor alcance tanto en el día como en la noche.

En caso de que se necesite capturar lo que pasa en una esquina, a fin de evitar los puntos ciegos, lo más idóneo es comprar un equipo con 90 grados de movimiento.

La resolución del equipo

Según lo que opinan los expertos en materia de cámaras de seguridad lo más adecuado es optar por un equipo con resolución mínima de dos megapíxeles, que equivalen a un equipo 1920x1080p. o Full HD.

De este aspecto depende la cantidad de detalles que puede capturar la cámara dentro del ángulo de visión en el que funciona, por lo que es mejor exigir un poco en este sentido.

Precios

Según el presupuesto con el que cuenta el usuario es el tipo de equipo que podrá adquirir. La gran ventaja en este sentido es que existen cámaras de diversos costos, por lo que el abanico de posibilidades es bastante amplio, dependiendo de las características que poseen.

Es por ello que en el mercado actual los precios de los aparatos de vigilancia oscilan entre los 100 euros (tipo domo) y los 500 euros (los kits completos para Circuito Cerrado de TV).

¿Qué ventajas o beneficios tiene el uso de cámaras de vigilancia?

Una vez que se instala un sistema de vigilancia permanente en una vivienda o establecimiento comercial, se goza de una serie de ventajas o beneficios, tales como:

  • A la hora de que un intruso tenga la intención de ingresar al sitio, es posible observarlo y notificar a las autoridades correspondientes para evitar que cometa un delito como robo o hurto.
  • Proporciona una sensación de tranquilidad y seguridad a los propietarios de las viviendas, edificios, comercios, entre otros.
  • Poseen precios variados, por lo que resultan asequibles para casi todas las personas.
  • Facilitan el monitoreo de todas las actividades que se llevan a cabo dentro o fuera de un lugar específico, por lo que permiten controlar el ingreso de las personas de una forma más sencilla.
  • Representan una prueba fehaciente y valiosa frente a la ejecución de posibles delitos como robos o hurtos en viviendas y locales comerciales.
  • Las cámaras visibles pueden ser un elemento clave para que los delincuentes se retracten de su intención de robar.

Te puede interesar: