5 Trucos para evitar accidentes con los muebles

Los accidentes en el hogar suelen ser más comunes de lo que imaginamos, de esta manera, escuchamos sobre accidentes que involucran un mueble de la casa: se le vino el cajón encima, se rodó el mueble y se cayó, etc.

En este artículo nos enfocaremos en los accidentes que tienen por protagonista a los muebles que tenemos en la casa y brindaremos algunas orientaciones para proteger, sobre todo, a los más pequeños, quienes, por su natural curiosidad, pueden correr peligro. Veamos 5 trucos que podemos poner en práctica para evitarlo:

1- Colocar conteras de goma para evitar que se deslicen los muebles

Un buen consejo para brindar más estabilidad a las mesas y las sillas es conseguir algunos protectores como las conteras de goma, éstas hacen que sea más difícil que se volteen al intentar mudarlas de lugar. También ayudan a proteger los pisos contra las rayas que se producen al rodarlos.

Si las patas de las sillas son tubulares, también podrás utilizar las conteras de plástico o de goma. Solo necesitas asegurarte que tengan la medida exacta e introducirlas a presión. Ahora, en el caso de las patas de madera, existen deslizadores que se clavan con ayuda de un martillo.

2- Sujetar los muebles a las paredes, en especial si hay niños en casa

Los niños son por naturaleza muy curiosos, esta curiosidad puede ponerlos en peligro, y es precisamente en casa donde suceden la mayoría de los accidentes, al punto de que, según las estadísticas, los accidentes domésticos más comunes involucran la caída de muebles con artefactos encima de ellos.

Esto sucede cuando los niños, e incluso adultos, buscan agarrar algún objeto fuera de su alcance en un mueble que no esté instalado adecuadamente, lo que representa un gran peligro.

Los estantes para libros, espejos y otros muebles deben asegurarse muy bien a la pared con tornillos especiales de sujeción rápida que van enroscados en un taco. Hay que tomar en cuenta que la mayoría de los estantes y repisas son ligeros e inestables, y el peso de un niño puede vencerlos.

3- No coloques elementos pesados encima de los muebles

Evita colocar encima de los muebles algunos aparatos electrónicos que sean relativamente pesados y que despierten la curiosidad del niño. En el caso de los televisores, si los vas a colocar encima de un mueble, asegura bien su estabilidad y de ser posible fíjalo también a la pared.

También evita colocar objetos como tablets, DVDs, celulares, y controles remotos, ya que son objetos que les suelen llamar mucho su atención y correrán peligro al intentar llegar a ellos.

4.- Aleja los bancos, sillas o sofás de los estantes o repisas.

Los niños son muy hábiles a la hora de trepar, y si les dejas estos muebles cerca de donde tienes objetos que sean de su interés, seguro los usarán para trepar, exponiéndose a sufrir caídas graves.

Nunca dejes a los niños solos en las habitaciones, tal vez no te parezca un lugar inseguro, pero eso es solo desde tu punto de vista. Para los niños puede ser un lugar muy peligroso por todo lo que hay en ellas: cajones, muebles, conexiones eléctricas, y pare de contar.

5.- Asegura los cajones para que los niños no puedan abrirlos y trepar.

En el mercado existe una variedad de seguros que puedes colocar en los cajones y las puertas de los armarios que evitarán que los niños puedan abrirlos. Hay que recordar que cuando los niños comienzan a andar, o incluso antes, también comienzan a escalar por toda la casa, así que cuanto mueble esté a su alcance, éste se convertirá en un reto para ellos.

De esta manera, los sillones, las mesas, las librerías, serán una tentación para ellos. Esto significa un gran peligro para los más pequeños, ya que el peso puede hacer que se le venga el mueble con todo lo que contiene, y esto puede tener terribles consecuencias, mucho más si lo que tiene encima es un objeto pesado, como un televisor.

Como podrás ver estas 5 opciones te servirán para evitar muchos posibles accidentes en el hogar, tanto para los niños como para los más adultos, la mejor solución será siempre asegurar los muebles a la pared y si colocas objetos pesados encima de ellos, asegurarlos también para proteger a los más pequeños.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.